29 noviembre, 2021

RECOMENDACIONES PARA UNA VIDA MÁS PLENA

Leemos mucho sobre la plenitud y la felicidad pero muchas veces nos parecen estados que son ajenos a nosotros o que simplemente en esta vida no se experimenta. Estar en comunión con la plenitud requiere que nosotros estemos dispuestos a ello realizando cambios en nuestra vida y renunciando a los hábitos tóxicos que nos mantienen en un círculo vicioso, el cual impide precisamente que veamos otras posibilidades de transformar nuestra vida.

Comencemos:

Cultivar la autenticidad:

Descartar lo que piensen los demás.

Cultivar la autocompasión:

Descartar el perfeccionismo.

Cultivar un espíritu resilente:

Descartar la indiferencia y la impotencia.

Cultivar la gratitud y la dicha:

Descartar la escasez y el miedo a la oscuridad.

Cultivar la intuición y confiar en la fé:

Descartar la necesidad de certeza.

Cultivar la creatividad:

Descartar la comparación.

Cultivar la diversión y el descanso:

Descartar el agotamiento, como símbolo de estatus social, y la productividad como medio para valorar el mérito propio.

Cultivar la calma y la quietud:

Descartar la ansiedad como estilo de vida.

Cultivar un trabajo que tenga sentido:

Descartar las dudas sobre uno mismo y el “se supone que …”.

Cultivar la risa, el canto y la danza:

Descartar el ser una persona formal y “controlarse siempre”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *